• 19 SEP 16
    • 0
    ¿Cuánto peso debe llevar mi hijo en su mochila?

    ¿Cuánto peso debe llevar mi hijo en su mochila?

    Comienzan las clases y con ellas se nos plantea la misma duda año tras año: ¿cuánto peso debe llevar mi hijo en su mochila?

    Según la Academia Americana de Pediatría (AAP), no debe superar el 10% del peso del niño (es decir, si nuestro hijo pesa 35 kg., lo recomendable es que su maleta no supere los 3,5 kg.) ¿Pero cómo evitamos que su mochila no pese más de lo recomendado? Se ha calculado que la carga media es de unos 7,5 kg, una cifra que en algunos casos puede duplicar lo recomendado. Es por eso que desde Farmacia la Higuerita te daremos algunas recomendaciones y datos sobre cómo evitar que la mochila de tu hijo pese más de la cuenta.

    Cómo llevar la mochila

     

    Una vez calculado el peso recomendado que puede cargar nuestro hijo, hay otros aspectos que debemos tener en cuenta. En primer lugar, hay que meter en su mochila sólo lo necesario. Lo ideal es que cada noche antes de dormir ayudes a tu hijo a introducir en su maleta tan sólo los libros y cuadernos que son necesarios para el siguiente día. Distribuye el peso de manera balanceada: los objetos más pesados deben estar cercanos a la espalda y preferiblemente en la zona central. Asegúrate de que la mochila posee varios compartimentos para así poder distribuir el peso eficazmente.

    En cuanto a la mochila, también debes comprobar que sea acolchada en la espalda y en las asas. Además, éstas últimas deberán ser anchas y ajustables. A la hora de colocarse la maleta, ésta debe estar pegada al cuerpo. Nada de llevar las asas demasiado sueltas o colgarla sólo de un hombro, pues estas malas costumbres acarrean molestias y lesiones: espasmos musculares, torceduras, dolor en la zona lumbar y otras dolencias similares.

    En el caso de las mochilas con ruedas, son muchos los especialistas que las desaconsejan, puesto que muchas veces el niño no la usa de manera correcta o termina haciendo más esfuerzos. Si a pesar de todo tu hijo opta por este modelo, enséñale a que la manera correcta de llevarla es hacia delante y a que sea cuidadoso a la hora de subir escalones, ya que en esta situación es cuando hace más esfuerzo y puede dañar sus muñecas.

    Alternativas para que no pese la mochila

     

    Podemos enumerar tres alternativas para aliviarles el peso que deben cargar cada día. En primer lugar, sería ideal que cada niño disponga de un casillero en el colegio en el que poder dejar sus libros y material de forma segura. Así sólo se verán obligados a cargar con los libros que sean necesarios para realizar sus deberes.

    Por otra parte, muchos padres reclaman a las editoriales que dividan los libros de texto en fascículos. Así, por ejemplo, un libro de matemáticas se puede dividir en tres partes, una para cada trimestre. Esto hará que el peso de la mochila de nuestro hijo disminuya notablemente.

    Por último, si el centro lo permite, podemos optar por aunar todo en un dispositivo electrónico. El uso de tablets en las aulas es cada vez más común. Gana por su peso (normalmente menos de medio kilo) y por todas las posibilidades que nos ofrece. En un sólo lugar podrá tener los libros de texto (más económicos en su formato electrónico), ebooks, actividades y recursos interactivos, agenda, material escolar (calculadoras, mapas…)…etc.

    Dejar una respuesta →

Dejar una respuesta

Cancelar respuesta

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies